Quema de buses impacta oferta para más de  61 mil usuarios en noviembre

En lo que va del mes han sido 8 los buses afectados por el vandalismo, todos resultaron con pérdida total debido al fuego.

Las comunas más afectadas han sido Pedro Aguirre Cerda, Las Condes, Peñalolén, Providencia, Estación Central, Quinta Normal, La Florida, San Joaquín y San Miguel.

 

En lo que va del año son 13 los buses que han enfrentado ataques durante manifestaciones, siendo el 100% de los buses afectados con pérdida total. Esta cifra que incluye los dos últimos del pasado jueves 29 de noviembre coincidiendo con los ataques en la noche entre las 20:00 y las 22:00. Entre las empresas más afectadas está Alsacia y Express Santiago Uno, que concentra el 70% de los atentados, mientras que un 15% de los buses corresponde a la empresa Vule y otro 15% a Metbus.

 

Los ataques afectaron principalmente la operación de los servicios con cobertura en las comunas sur y poniente de la ciudad. Estas comunas concentran el 60% de los servicios que se han visto interrumpidos por los ataques incendiarios. Aquí están las comunas de Cerrillos, Cerro Navia, Estación Central, Lo Prado, Pudahuel, Quinta Normal, Pedro Aguirre Cerda, La Florida, San Joaquín y San Miguel.

 

La cobertura de los servicios de las comunas de la zona norte, entre ellas Conchalí, Huechuraba, Independencia, y Recoleta, que se han vistos afectados por los incendios suman un 16%, mientras que en la zona oriente alcanza al 23%.

 

El Director de Transporte Público Metropolitano (DTPM), Fernando Saka, hizo un llamado a no dañar los buses, ya que sacar de las calles estas ocho máquinas impacta a cerca de 61 mil usuarios.

 

“Esto ha generado una mayor sensación de inseguridad a los usuarios y los conductores. En las ultimas semanas hemos visto como estos ataques han afectado el servicio de 61 mil usuarios cuyos recorridos operan de las comunas más alejadas. Por eso, queremos hacer un llamado a las personas a cuidar el transporte público que nos sirve a todos y en cual estamos trabajando para seguir mejorando”, precisó.

 

“Si bien, hasta el momento no se han registrado daños personales a los usuarios ni a conductores, las personas han sido desalojadas con violencia previamente al incendio, lo que, sin duda, genera inseguridad en los pasajeros”, agregó.

 

Aclaró que, pese a que el sistema sufre un impacto en la operación por la menor disponibilidad de la flota total de buses, la DTPM igualmente garantiza la continuidad operacional del sistema recurriendo en estos casos a flota de reserva o buses operacionales adicionales.

 

Como medida de prevención y para mantener a los buses fuera del radio de acción de los manifestantes, ante las distintas protestas, se ha implementado una serie de desvíos preventivos para garantizar el acceso al transporte públicos y controlar el riesgo de ataque a los buses. “Llamamos a los usuarios a informarse a través de nuestras redes sociales sobre eventuales desvíos que se van implementando en la medida que ocurren manifestaciones en las calles de Santiago”, informó Saka.

 

Submit to FacebookSubmit to Twitter